El arbusto ardiente

La Pyracantha coccinea, también conocida como Piracanta o Arbusto ardiente, es un arbusto perene magnoliopsida. Perteneciente a la orden Rosales y originario de Asia menor y de la zona mediterránea. En estado silvestre, puede alcanzar los 6 metros de altura; sin embargo, por lo regular en la jardinería, no supera los 3 metros debido a las podas (que son necesarias para su correcto crecimiento). Por lo general es utilizado para formar setos libres. Su brillante corteza tiene una tonalidad rojiza.

El arbusto ardiente

25/10/2016

La Pyracantha coccinea, también conocida como Piracanta o Arbusto ardiente, es un arbusto perene magnoliopsida. Perteneciente a la orden Rosales y originario de Asia menor y de la zona mediterránea. En estado silvestre, puede alcanzar los 6 metros de altura; sin embargo, por lo regular en la jardinería, no supera los 3 metros debido a las podas (que son necesarias para su correcto crecimiento). Por lo general es utilizado para formar setos libres. Su brillante corteza tiene una tonalidad rojiza.

Características, cultivo y usos frecuentes de la Piracanta

Piracanta Mohave - Pyracantha coccinea Mohave

Este arbusto es capaz de soportar todo tipo de suelo, incluso el calcáreo (aunque no le hace bien el exceso de cal). No necesita de mucha agua ya que soporta con facilidad la escacés y los pocos recursos. Se cultiva en zonas de mucho calor, aunque también puede adaptarse a los inviernos helados. Estas características le han dado lugar como uno de los arbustos más populares en la jardinería; una auténtica joya que, además de aportar un toque exótico, nos ofrece floración y frutos deliciosos. Aún con todas las ventajas y beneficios que aporta el arbusto ardiente, no debemos olvidar su naturaleza espinosa. Es preciso cuidarnos y prepararnos adecuadamente en su manipulación para evitar hacernos daño o arruinar el ejemplar.

Al final de la primavera, la piracanta deja ver sus hermosas y abundantes flores blancas. Sus copiosos frutos (unas bayas amarillas, naranjas y rojas) son producidos en otoño por las ramas más maduras; se utilizan para elaborar siropes y mermeladas‚Ķ mientras que las semillas se pueden usar como sucedáneos del café.